miércoles, 27 de septiembre de 2017

PROPIEDADES NUTRICIONALES DE LA ALCACHOFA


Las alcachofas son las flores comestibles de la alcachofera y florece en  invierno. Conocidas como "Ankinara" en griego, sus usos gastronómicos y sus propiedades eran conocidas por los antiguos griegos y romanos que las consumian por sus propiedades medicinales y sus beneficios para la salud.

La alcachofa es baja en calorías y grasa; 100 g de esta flor tienen 47 calorías. Es una de las mejores fuentes de fibra dietética y antioxidantes. Proporciona 5,4 grs. por cada 100 grs. aproximadamente el 14% de fibra recomendada RDA. La fibra dietética ayuda a controlar el estreñimiento, disminuye los niveles de colesterol malo o "LDL" al unirse a él en los intestinos y ayudar a reducir los riesgos de cáncer de colon, previniéndolo ayudando a eliminar los compuestos tóxicos ingeridos en la comida.


Estudios científicos demuestran que los principios amargos de la alcachofa no sólo inhiben la síntesis de colesterol sino que también aumentan su excreción en la bilis y, por lo tanto, ayudan a la reducción general de los niveles de colesterol total en la sangre.

La alcachofa fresca es una excelente fuente de vitaminas, conteniendo también 17% de la cantidad diaria recomendada de ácido fólico. Este actúa como cofactor para las enzimas implicadas en la síntesis del ADN. Estudios científicos han certificado que los niveles adecuados de folatos en la dieta durante el período antes de la concepción y durante el embarazo temprano pueden ayudar a prevenir problemas neuronales en los recién nacidos.

Las alcachofas también contienen cantidades moderadas de antioxidantes, de vitamina C (Proporciona aproximadamente el 20% de los niveles recomendados por 100 g). El consumo regular de alimentos ricos en vitamina C ayuda al cuerpo humano a desarrollar resistencia contra los agentes infecciosos y eliminar los radicales libres pro-inflamatorios del cuerpo.

La vitamina K desempeña un papel vital en la salud ósea. Los niveles adecuados de vitamina K en la dieta ayudan a limitar el daño neuronal en el cerebro. Por lo tanto, tiene un papel valioso en el tratamiento de pacientes que tienen la enfermedad de Alzheimer.

También es una buena fuente de compuestos antioxidantes como la silimarina, el ácido cafeico y el ácido ferúlico, que ayudan al cuerpo a protegerse de los nocivos radicales libres.

Contiene vitaminas B como la niacina, vitamina B-6 (piridoxina), la tiamina y ácido pantoténico que son esenciales para las funciones metabólicas celulares óptimas.

Además, la alcachofa es una rica fuente de minerales como  cobre, calcio, potasio, hierro, manganeso y fósforo. El potasio es un componente importante de los fluidos celulares y corporales que ayuda a controlar la frecuencia cardíaca y la presión arterial luchando contra los efectos del sodio.

El Manganeso es utilizado por el cuerpo humano como un cofactor para la enzima antioxidante SOD (superóxido dismutasa).

El Cobre es necesario en la producción de glóbulos rojos. El hierro ayuda a la síntesis de glóbulos rojos en la médula ósea.

Además, contiene pequeñas cantidades de compuestos antioxidantes flavonoides como caroteno-beta, luteína y zeaxantina.



 

0 comentarios:

Publicar un comentario

Mi lista de blogs

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...